Archivo

Posts Tagged ‘onu’

La ONU declara el acceso a Internet como derecho humano

9 junio 2011 4 comentarios

Alt1040.com/Cubanitoweb

Para que se enteren en Cuba, otro derecho humano que se les viola sistemáticamente.

La red

Era sólo una cuestión de tiempo. Tarde o temprano, el mundo tendría que reconocer una realidad apabullante. La Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas ha aceptado que el acceso a Internet es un derecho humano. A través de una declaración emitida por el relator Frank La Rue, el organismo internacional ha instado a los gobiernos de todo el planeta a que garanticen el acceso a sus ciudadanos.

Naciones Unidas ha condenado a los países que filtren o bloqueen contenidos en Internet, ya que considera que, al permitir que los individuos ejerzan su derecho a opinar y expresarse —y en muchos casos, a disentir— es una herramienta que impulso el progreso social. “Asegurar el acceso universal del internet debe ser una prioridad de todos”, mencionó La Rue al dar a conocer esta declaración.

Entonces, ¿esto significa que veremos sanciones de las Naciones Unidas contra países que no garanticen este derecho humano? No lo sé, pero es probable que se lancen contra los mismos regímenes de siempre, como China. Sin embargo, quizá la ONU debió ser más específica. No se trata sólo de garantizar el acceso a la infraestructura de telecomunicaciones (Internet), sino al contenido (web).

Como dijo Tim Berners-Lee en una conferencia dictada en abril de 2011, se trata de una extensión del derecho al conocimiento. En este sentido, la invitación a los diferentes Estados no sólo radica en fomentar el uso de la red, sino a emprender acciones como vigilar los precios de las tarifas de acceso y de mantener la neutralidad. Estas tares son las más difíciles, pues no sólo involucra a los intereses políticos, sino de otros actores como las industrias y las transnacionales.

Leer más…

Declaración Universal de los Derechos Humanos

6 diciembre 2009 6 comentarios

Cubanitoweb

Para aquellos que en Cuba y Venezuela violan sistemáticamente esta declaración, la exponemos aquí, se la recordamos, ambas naciones son signatarias de la misma y se burlan descaradamente de ella y la utilizan a su conveniencia para tratar de demostrar que son países democráticos, tamaña desfachatez donde se convierte la mentira como premisa, solo ocurre en gobiernos fascistas y castradores de la libertad de los individuos. Hoy más que nunca levantamos la voz ante el mundo para que, aunque, tantos gobiernos, por distintas conveniencias, se han hecho y se hacen los sordos, ciegos y mudos con estas injusticia, ante este holocausto de derechos civiles que ha sido el paso del castrismo en Cuba y más reciente del chavismo en Venezuela, al menos, sus conciencias no queden impunes al cooperar de hecho o cohecho con tiranías que se burlan también de ellos, que los desprecian y que se sienten impunes ante los demás componentes de la raza humana. Recuerden: Las fronteras no existen, solo ha sido creado por los hombres para que aparezcan de cuando en cuando seres depravados, corruptos y humilladores de naciones enteras. Lo verdadero es el ser humano, de allí sus Derechos.

La Declaración

PREÁMBULO
Considerando que la libertad, la justicia y la paz en el mundo tienen por base el reconocimiento de la dignidad intrínseca y de los derechos iguales e inalienables de todos los miembros de la familia humana;

Considerando que el desconocimiento y el menosprecio de los derechos humanos han originado actos de barbarie ultrajantes para la conciencia de la humanidad, y que se ha proclamado, como la aspiración más elevada del hombre, el advenimiento de un mundo en que los seres humanos, liberados del temor y de la miseria, disfruten de la libertad de palabra y de la libertad de creencias;

Considerando esencial que los derechos humanos sean protegidos por un régimen de Derecho, a fin de que el hombre no se vea compelido al supremo recurso de la rebelión contra la tiranía y la opresión;

Considerando también esencial promover el desarrollo de relaciones amistosas entre las naciones;

Considerando que los pueblos de las Naciones Unidas han reafirmado en la Carta su fe en los derechos fundamentales del hombre, en la dignidad y el valor de la persona humana y en la igualdad de derechos de hombres y mujeres, y se han declarado resueltos a promover el progreso social y a elevar el nivel de vida dentro de un concepto más amplio de la libertad;

Considerando que los Estados Miembros se han comprometido a asegurar, en cooperación con la Organización de las Naciones Unidas, el respeto universal y efectivo a los derechos y libertades fundamentales del hombre, y

Considerando que una concepción común de estos derechos y libertades es de la mayor importancia para el pleno cumplimiento de dicho compromiso;

LA ASAMBLEA GENERAL proclama la presente DECLARACIÓN UNIVERSAL DE DERECHOS HUMANOS como ideal común por el que todos los pueblos y naciones deben esforzarse, a fin de que tanto los individuos como las instituciones, inspirándose constantemente en ella, promuevan, mediante la enseñanza y la educación, el respeto a estos derechos y libertades, y aseguren, por medidas progresivas de carácter nacional e internacional, su reconocimiento y aplicación universales y efectivos, tanto entre los pueblos de los Estados Miembros como entre los de los territorios colocados bajo su jurisdicción.

Artículo 1.
•Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros.

Artículo 2.
•Toda persona tiene todos los derechos y libertades proclamados en esta Declaración, sin distinción alguna de raza, color, sexo, idioma, religión, opinión política o de cualquier otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento o cualquier otra condición.
•Además, no se hará distinción alguna fundada en la condición política, jurídica o internacional del país o territorio de cuya jurisdicción dependa una persona, tanto si se trata de un país independiente, como de un territorio bajo administración fiduciaria, no autónomo o sometido a cualquier otra limitación de soberanía.

Artículo 3.
•Todo individuo tiene derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona.

Artículo 4.
•Nadie estará sometido a esclavitud ni a servidumbre, la esclavitud y la trata de esclavos están prohibidas en todas sus formas.

Artículo 5.
•Nadie será sometido a torturas ni a penas o tratos crueles, inhumanos o degradantes.

Leer más…

El último gran ‘número ocho’ a los cubanos se lo hicieron en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

25 mayo 2009 1 comentario

Cubaencuentro/Cubanitoweb

A esto nos referimos cuando decimos de la complicidad o la vista gorda del mundo con respecto a Cuba, los derechos humanos y su triste y fascista gobierno. Ninguno de esos países siente en carne propia el dolor de un régimen carcelario y totalitario!-

Alberto Méndez Castelló, Las Tunas

María Esther Reus, ministra de Justicia, durante el examen de Cuba en el Consejo de Derechos Humanos, en Ginebra, el 3 de marzo de 2009. (AP)

María Esther Reus, ministra de Justicia, durante el examen de Cuba en el Consejo de Derechos Humanos, en Ginebra, el 3 de marzo de 2009. (AP)

Un número ocho, una trastada. Así califican la mala rumia de soplones y policías fabricando evidencias para conseguir encerrar o deshacerse de alguien. Si escucha que fulano o mengano desapareció de escena, o lo metieron en chirona por un número 8, no lo dude, fueron de patitas a la calle o emparedados entre rejas, por el abuso de autoridad, prevaricación, perjurio, simulación de delito, o mala leche de alguien, casi siempre muy poderoso.

Pero que en Cuba a usted le jodan la vida, no siempre es resultado del obrar de un policía perverso, aupado por una jueza o un juez ineficiente. En Cuba, los números ocho grandes caen de muy alto, y aplastan a cualquiera, menos a uno o dos. Fuera de operaciones encubiertas, donde se dice que cayeron comandantes, generales y ministros, los números ocho le caen a los cubanos de a pie en forma de leyes, decretos-leyes y requerimientos leguleyos.

En la charada, el ocho significa muerto, ciego, calabaza y mala mujer. Y conocedores del folclor, los legisladores concibieron el cuerpo legal con alevosía manifiesta. Tal es el caso del artículo ocho del código penal, que se refiere a “toda acción o omisión socialmente peligrosa prohibida por la ley bajo conminación de sanción penal”. Los apartados dos y tres del anterior concepto de delito exoneran a tan pocos y hace convictos a tantos, que por mera razón de humanidad no vale la pena clarificarlos.

Para desbordar la copa de los chistes amargos, la llamada Ley de protección de la independencia nacional y la economía de Cuba, la tristísima Ley Mordaza de la Primavera Negra, es la ley 88.

Pero el último gran número ocho a los cubanos no se lo hicieron en Cuba, sino en Naciones Unidas, el pasado 12 de mayo, con la reelección de La Habana por otros tres años en el Consejo de Derechos Humanos. Según dijo a CUBAENCUENTRO.com Elizardo Sánchez Santacruz, que preside la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional, “es un disparate, una anomalía de gran calado que muestra la naturaleza del Consejo de Derechos Humanos (CDH) y encuentra entre sus miembros a gobiernos asesinos”.

Leer más…

A %d blogueros les gusta esto: