Inicio > Temas sobre Cuba > ‘The Wall Street Journal': «Los préstamos que prolongan el poder de un régimen déspota no aliviarán la miseria cubana»

‘The Wall Street Journal': «Los préstamos que prolongan el poder de un régimen déspota no aliviarán la miseria cubana»

23 septiembre 2008

Redacción CE , Madrid | 22/09/2008 /Cubanitoweb

 

Castro ve una oportunidad en el daño de los huracanes

“El huracán Gustav y el huracán Ike causaron daños y miseria a millones de cubanos. Pero cuando la dictadura de Castro contempla esta devastación, lo que ve es una oportunidad. Fidel Castro y su hermano Raúl (…) han estado pidiendo por años que termine el embargo estadounidense que, según ellos, está haciendo que Cuba se muera de hambre. No obstante, Cuba ya puede comprarles a los productores estadounidenses toda la comida y medicina que pueda pagar. Lo que el dúo totalitario realmente quiere es el fin de la prohibición de los créditos del sector privado al gobierno cubano”.

“…Los hermanos Castro nunca jamás han cumplido con sus deudas. No han pagado miles de millones de dólares de deuda al resto del mundo y desean crédito del ‘imperio’ (es decir EE UU) sólo porque sus opciones para tomar prestado en otras partes se han reducido significativamente. Ahora están usando la reciente tragedia cubana para incrementar la presión en Washington a través de la prensa internacional”.

“…Dadas las condiciones de la infraestructura de transporte y comunicación después de la tormenta, es difícil valorar apropiadamente los daños. Sin embargo, hasta donde pueden asumir los extranjeros, la magnitud de la destrucción no tiene igual en la historia cubana (…) Cuba ya enfrentaba racionamiento de alimentos antes de los huracanes (…) Mientras tanto, los efectos de los huracanes requieren una acción inmediata y Cuba no podría pararse de nuevo sin ayuda extranjera”.

“…Fidel no desea que EE UU sea reconocido por su ayuda. Sin embargo, ese no es su único problema con el statu quo. Lo más urgente para él es que los esfuerzos humanitarios provengan del régimen, el cual, cuando no está sumergido en tales trabajos de buena fe, está ocupado torturando a prisioneros políticos. Para manejar hacer uso de tal tipo de poder necesita tomar dinero prestado, que probablemente no devolverá. Los estadounidenses han mostrado que están dispuestos a ayudar a las victimas del huracán, pero los préstamos que prolongan el poder de un régimen déspota e incompetente no aliviarán la miseria cubana”.

Mary Anastasia O’Grady, The Wall Street Journal, EE UU
22 de septiembre de 2008

Ciclón social y político en Cuba

“…Los derrumbes en Centro Habana y La Habana Vieja han destruido 153 viviendas: una ínfima parte de las casi 500.000 derruidas en el conjunto del país. Los ánimos en el Malecón se serenan poco a poco, pero a costa de haber caído al piso (por los suelos). Y la bulla sigue por toda la ciudad. A mediodía del viernes nos subimos a un taxi comunal, un almendrón de los años cincuenta. Los pasajeros están despachándose a gusto y no se cortan al ver entrar a un extraño. ‘Si a mí se me cae la casa como a los de Pinar (del Río), cojo las tablas, me hago una balsa y me voy’, exclama uno. ‘¡Esto va a ser como en el 94!’, replica otro en alusión a la huida masiva hacia las costas de Florida ocurrida hace catorce años y bautizada como maleconazo”.

“Anuncios de fuga a voz en cuello, vaticinios apocalípticos ante un extranjero o discusiones subidas de tono y en plena calle entre vecinos y jefes habrían resultado insólitas hace unas semanas. Pero de unos días a esta parte la capital cubana es un hervidero de quejas y lamentos. No ya por los destrozos directos del Gustav y el Ike, sino por las estanterías vacías y los abusos en los precios; por la escasez de productos y esperanza (…) La situación sigue siendo complicada. Porque nada es igual en Cuba tras el paso de los huracanes. Ni el paisaje, ni la vida ni la esperanza. Ni la situación económica ni el panorama político. Todo cambia, pero algunas reformas se frenan y otras se aceleran”.

“…De otros cambios sugeridos antes del verano, como los que afectarían a las posibilidades de viajar o de comprar y vender casas y coches, ni se oye hablar. ‘La gente está en otra cosa. Está en el arreglo de la vivienda o de la luz. O en acopiar comida por si acaso’, decía ayer un ama de casa. Algunos economistas creen que el desastre obligará a Raúl a reabrir la economía a la iniciativa privada y la inversión extranjera. De momento, no hay síntomas (…) Todo ha cambiado en Cuba, no para bien. Los Castro intentarán hacer de la necesidad virtud. Se juegan algo más que el ya próximo 50º aniversario de la revolución (1/1/2009). Se juegan el futuro mismo de la revolución…”.

Fernando García, La Vanguardia, España
22 de septiembre de 2008

Déficit de energía eléctrica [de Venezuela] lo cubrirá Cuba con 21 plantas de generación

“Ante la emergencia por los apagones generales que tuvo el territorio por la falta de inversión en las instalaciones generadoras, el Gobierno [venezolano] busca alternativas extranjeras para responder a la crisis anunciada por dos caídas del sistema de electricidad en lo que va de año, que afectó a más de 20 estados. Cuba, pese a que no cuenta con los ingresos que tiene Venezuela con la actividad petrolera, será la que saque del apuro al Ejecutivo con la dotación de plantas de energía para cubrir las fallas y deficiencias en el servicio”.

“Este domingo en el programa Aló, Presidente 322, el mandatario Hugo Chávez adelantó que en el estado Guárico colocaron plantas de generación a través del convenio con la isla. El costo de la inversión para el sector eléctrico está en 513 millones de dólares. ‘Son 21 plantas que están instaladas en todo el país, es la revolución energética’, dijo, al preguntar: ‘¿De dónde llegaron esas plantas? No lo van a creer a lo mejor: de Cuba, porque Fidel instaló a lo largo y ancho de Cuba cientos de miles de esas plantas’…”.

Petroleumworld, Venezuela
22 de septiembre de 2008

¿Cambian al ministro de Cultura?

“El rumor circula por los pasillos y oficinas del Ministerio de Cultura, a partir de la presencia de la firma del primer viceministro en los documentos oficiales desde principios de septiembre. Las opiniones se dividen en si lo echaron del Olimpo castrista por sus ideas liberales, o si solo tomó un descanso para dedicarse a escribir. No es la primera vez que estos ruidos cercan la personalidad de Abel Prieto, pragmático y contestatario, y también soporte del discurso oficial del régimen”.

“…Sea cual sea el motivo de la sugerida movida de Abel Prieto, surge la interrogante del nombramiento del sucesor, toda vez que esta perspectiva se abrió antes, sin resultados claros”.

Cubanet, EE UU

About these ads
  1. 26 septiembre 2008 en 2:24 am

    Muy interesante. Mis saludos, Martha

  2. 26 septiembre 2008 en 4:32 am

    Un saludo Cuba.

  1. 23 septiembre 2008 en 7:48 am
Los comentarios están cerrados.
Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 140 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: